Contra la seguridad vial

Delito contra la seguridad vial por conducir bajo la influencia de bebidas alcohólicas y delito de negativa a someterse a las pruebas de alcoholemia. Juicio rápido con conformidad.


  • Materia: Derecho Penal
  • Especialidad: / Derecho Penal / Delitos / Contra la seguridad / Contra la seguridad vial
  • Número: 1897
  • Tipo de caso: Caso Judicial
  • Voces: ALCOHOLEMIA, CONFORMIDAD DEL ACUSADO, DELITO CONTRA LA SEGURIDAD VIAL, JUICIO RÁPIDO
  • FECHA DE RESOLUCIÓN DEL CASO: 25-04-2008
Descripción:
1.- Declaración judicial por un delito contra la seguridad vial por conducir bajo la influencia de bebidas alcohólicas y delito de negativa a someterse a las pruebas de alcoholemia. 2.- Comparecencia de Juicio Rápido, por un delito contra la seguridad vial por conducir bajo la influencia de bebidas alcohólicas y delito de negativa a someterse a las pruebas de alcoholemia.


SUMARIO

- DOCUMENTOS JURIDICOS DEL CASO

- EL CASO

- PROCEDIMIENTO JUDICIAL

  • Partes
  • Peticiones Realizadas
  • Argumentos
  • Normas y Artículos relacionados
  • Documental aportada
  • Prueba
  • Resolución judicial

- JURISPRUDENCIA

- FORMULARIOS JURIDICOS RELACIONADOS

- BIBLIOTECA

  • Libros
  • Artículos jurídicos

- CASOS RELACIONADOS

Documentos originales presentados en el juzgado


Visualización de documentos:



El caso


Supuesto de hecho.
Torredembarra (Tarragona), 20-04-2008
El supuesto de hecho se inicia el 20 de abril de 2008, al ser el día en que sucedieron los hechos.

En el citado día, doña Rosa conducía por la vía pública con su vehículo, junto con dos amigas, después de haber bebido cava y haberse medicado con una pastilla para su dolor de ciática.

Durante la conducción, la Policía Local le ordenó que se parara, a fin de realizarle la prueba de alcoholemia. Para ello, doña Rosa intentó soplar varias veces, pero no activaba la máquina, pues afirmaba tener asma y no podía soplar tan fuerte como para poder practicarle la prueba.

Doña Rosa admitió desde un principio que había ingerido bebidas alcohólicas y después se había tomado mediación.

Los agentes, que constataron que doña Rosa desprendía un fuerte olor a alcohol, hablaba con boca pastosa y tenía un comportamiento propio de las personas ebrias, confeccionaron un atestado y lo enviaron al Juzgado de Guardia, iniciándose así el procedimiento judicial.


Objetivo. Cuestión planteada.
El cliente es doña Rosa, y su objetivo es que quedar libre de los hechos que se le imputan.


La estrategia. Solución propuesta.
La estrategia principal del abogado es la absolución de doña Rosa y demostrar que ella no se negó a realizar la prueba de alcoholemia, sino que no podía realizarla por padecer asma, y no existen pruebas de cargo suficientes que demuestre la comisión de los hechos que se le imputan.


Cantidad de casos completos visualizados en el mes: